Diversidad e inclusión marcan la agenda del Círculo de Personas de Irade

Publicado el martes 13, marzo, 2018

Ejecutivos de las empresas socias del organismo empresarial iniciaron el año con charla sobre desafíos de la nueva ley de Inclusión Laboral para Personas con Discapacidad que rige a partir del 1 de abril

La primera reunión del año del Círculo Gestión de Personas, que agrupa a los gerentes de Recursos Humanos de las empresas socias de Irade, tuvo un tema central: diversidad e  inclusión, y cómo las empresas se preparan para dar cumplimiento a la ley de Inclusión Laboral para Personas con Discapacidad, que entrará en vigencia en abril próximo.

La actividad con que el grupo inaugura su agenda 2018 tuvo como invitada María Camila Vargas, directora de Kite Group, consultora en gestión de Recursos Humanos, y miembro del Instituto de Coaching de la Universidad de Harvard, quien invitó a las empresas a ver la inclusión como una oportunidad, y no como un mecanismo que debe cumplirse solo por la exigencia legal. “Si tú solamente traes a las personas por cumplir la ley, pero no haces un trabajo profundo en tus procesos de gestión de personas, es probable que las mismas personas se tiendan a excluir, generando tensiones tremendas en las empresas” señaló.

 

“Aprovechemos la ley para abrir una discusión mucho más grande. La diversidad les da a los equipos la oportunidad de tener resultados mucho más poderosos, la diversidad y la inclusión son una ventaja competitiva altísima. Está comprobado que los equipos diversos toman decisiones de mayor calidad, tienen una capacidad mucho más amplia de entender a los mercados que sirven y de darles valor”, aseguró.

 

“Salir del cuadrado”

Para María Camila Vargas, el desafío que viene es lograr que las empresas cambien el modo de ver  la discapacidad. “Debemos lograr que las diferencias y los distintos puntos de vista convivan, pero para que esto ocurra, tenemos que hacer un trabajo de educación e información previa” indicó Vargas.

Una forma de lograrlo es contratar a las personas no porque tienen una discapacidad, sino porque se requiere su talento. De esta forma, se logra una visión más positiva del nuevo integrante, poniendo el énfasis en sus habilidades, un cambio de paradigma que resulta clave, y que además repercute positivamente en un clima más saludable.

“Es importante no solo cumplir con la ley, sino que hacer todos los esfuerzos adicionales para que estas personas se sientan incluidas, a través de la educación, el entrenamiento, de crear políticas internas adecuadas, de generar una cultura inclusiva, multifocal, donde cada persona, independiente de su condición  sean vistas como verdaderos talentos que aportan al éxito organizacional” finalizó la invitada.

Por su parte Pamela Moraga, gerente de Capacitación y Desarrollo de Irade, agregó que para las empresas de Irade esta discusión legislativa ha sido una oportunidad para evaluar sus procesos y miradas al interior de las organizaciones. “Hemos generado diversas instancias de conversación con el ministerio del Trabajo, con Senadis, con abogados y con fundaciones para acompañar a nuestras empresas socias en este cambio normativo, que estamos seguros contribuirá a una sociedad más inclusiva. Lo interesante es que uno ve la mejor disposición de todos lados para que se cumpla el espíritu de la ley que es la inclusión”.

En sintonía con este tema, Irade prepara el workshop “Hacia una inclusión laboral exitosa”, actividad que se desarrollará el próximo 27 de marzo.